domingo, 28 de agosto de 2011

2.

Sentí que me tocaban suavecito en la espalda; cuando me dí vuelta el fantasma se reía de mi (incredulidad).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada